Trastorno Bipolar

Trastorno bipolar

El trastorno bipolar no es un trastorno homogéneo. Antiguamente se conocía como “depresión maníaca”. El trastorno bipolar es una enfermedad mental crónica que afecta aproximadamente 1,5 % de la población general. Se trata de un trastorno que se caracteriza por cambios de humor graves.
Una persona con trastorno bipolar experimenta momento de “altos”, se siente eufórica, conocido como manía y “bajos”, se siente en una profunda tristeza, conocido como depresión
El trastorno bipolar se podría describir como una mezcla de trastornos del estado de ánimo que se puede incluir: a) episodios depresivos mayores, b) episodios maníacos, c) episodios mixtos y d) episodios hipomaníacos.
 

¿En qué consiste cada uno de estos episodios?

Episodios depresivo mayores

La característica esencial de este episodio es que la persona siente que la mayor parte del día y casi cada día durante al menos dos semanas, los síntomas que les voy a relata aunque no necesariamente tienen que presentar todos ellos:

  • La persona se siente triste, vacía o sin esperanza. Tiene llantos espontaneas y no sabe por qué.
  • Tiene una perdida de interés o placer por la realización de cualquier actividad (anhedonia)
  • Perdida de peso sin hacer dieta o aumento de peso. Por ejemplo: una modificación en su cuerpo del 5% del peso corporal en un mes.
  • Dificultades para conciliar el sueño, sueño irregular, agitado o con interrupciones y despertarse de madrugada.
  • Agitación o Retraso psicomotor casi todos los días.
  • Sentimientos de inutilidad o de culpabilidad excesiva o inapropiada
  • Dificultades para la toma de decisiones, disminución de la capacidad para pensar o concentrarse.
  • Pensamientos de muerte recurrentes, ideas suicidas recurrentes sin un plan determinado.

 
Este es el testimonio de una paciente en fase depresiva:

“Se me ha ido la motivación. Es horrible. Mi trabajo no tiene sentido, me martirizo con todos los errores y las cosas que no hago. La gente me molesta, no la soporto. No siento nada. No puedo reírme. Me siento cansada y agotada”

 

Episodio maníaco

Se considera que una persona sufre un episodio maníaco si durante un periodo mínimo de una semana casi todos los días o la mayor parte del tiempo presenta un estado de ánimo anormal y persistentemente elevado, expansivo o irritable junto a tres o más de los siguientes síntomas:

  • Aumento de la autoestima o sentimiento de grandeza.
  • Disminución de la necesidad de dormir
  • Más hablador de lo habitual o presión para mantener la conversación
  • Fuga de ideas o experiencia subjetiva de que los pensamientos van a gran velocidad.
  • Facilidad de distracción: cambia demasiado fácilmente a estímulos externos poco importantes o irrelevantes.
  • Implicación excesivas en actividades placenteras, incluyendo conductas hedonistas y adictivas con un alto potencial para producir consecuencias graves aunque la persona pueda negar o minimizar el riesgo.

Es frecuente que un paciente con un episodio de maniaco pueda presentar ideación psicótica: escuchar voces, paranoia, alucinaciones visuales, falsas creencias de los poderes o identidad especiales.
Este es el testimonio de un paciente que cuenta sus sensaciones cuando empieza la manía:
“Es genial, siento mucha energía. Acabo todo rápido. Me apetece hacer un montón de cosas y me apunto a todo, clases inglés y alemán, baile moderno, spinning. Soy genial, nada se me resiste. No quiero dormir, descansar en de débiles. No entiendo esos momentos absurdos que me da de tristeza e insatisfacción. Al final pierdo el control. Mi familia me insisten en que estoy mal. ¿Qué sabrán ellos?

 Episodio mixto

Los episodios mixtos combinan síntomas de episodio de depresión mayor y episodio maniacos. Un episodio mixto es un estado maníaco grave combinado con características depresivas (Dunner, 1990). Suelen presentar complicaciones relacionadas con el consumo de sustancias. Así como un tasa más alta de suicidios.
 

Episodio Hipomaníaco

El episodio es similar a un episodio maníaco pero tiene una duración más breve de menor intensidad e interfiere menos en la actividades de los pacientes incluso puede pasar desapercibido.
Los pacientes con episodio hipomaníaco presentan autoestima exagerada o grandiosidad, disminución de la necesidad de dormir, más habladores de lo habitual, implicación excesiva en actividades placenteras… No presentan síntomas psicóticos y su estado de ánimo, aun siendo claramente diferente del habitual, no es lo bastante grave como provocar un deterioro significativo de la vida cotidiana.
Una persona con trastorno bipolar a menudo describe su experiencia como “estar en una montaña rusa emocional”. Incluso durante los episodios maníacos o depresivos graves, algunas personas con trastorno bipolar pueden tener síntomas que abruman su capacidad para hacer frente a la vida cotidiana e incluso a la realidad.
Identificar el primer episodio de manía o depresión y recibir un tratamiento adecuando es esencial para la gestión del trastorno bipolar.

 El desorden bipolar puede ser un gran maestro. Es un reto pero puede hacerte ser capaz de hacer casi cualquier cosa en tu vida»

Ralph Waldo Emerson

FORTALEZAS

Fortalezas la base más significativa para el desarrollo de una vida plena

¿Qué es un juicio de valor?

Un juicio de valor, es la opinión que da una persona sobre si algo está bien o está mal. Estos juicios están basados en los

SERENDIPIA

Serendipia, suena raro, porque no es una palabra habitual en nuestro vocabulario. Intenta pronunciarlo: serendipia, serendipia, sí, hay que repetirla unas cuantas veces para que

¿QUÉ ES LA RESILIENCIA?

La resiliencia no elimina el estrés ni borra las dificultades de la vida. Más bien, el concepto de resiliencia está relacionado con la capacidad que tiene la persona para afrontar las dificultades.